Los que se quedan

Art BaselPor Michael Sixto

Los que se quedan tienen el mismo brillo en los ojos. Los que te ven partir y no van a ningún sitio. Esos son los que se recuerdan y se arrastran en la memoria por siglos. Un amigo que no sabe que es mi amigo me reclama palabras que no he pensado aun. La poesía no puede morir, ni siquiera cuando intentan matarla a golpe de olvido. Mi amigo es el que se queda. Yo, desde hace mucho tiempo, no hago otra cosa que marcharme. Me tiro los mismos trapos encima y saludo al camino que me recibe. No llevo equipaje, mis bolsillos están vacíos. Hecho a andar y respiro profundo. Siguiendo el rio terminaré en el mar. Al desfilar muchos me hablan de tiempo, de cosas que se compran y se venden. Y yo no me detengo. Los que se quedan siempre tienen el mismo brillo en los ojos. También esos que solo te ven pasar de largo. Ellos saben que el mayor castigo es la inmovilidad, estar estático, detenido. Como la poesía que intentan ahogar dentro de sus pechos. Entonces se resignan, se quedan sentados, sufren y mueren. El masoquismo es heredado, como el de mi amigo que me jura que no se puede mover cuando yo sé que tiene piernas bien fuertes. Su padre hizo lo mismo, también el padre de su padre; el puto círculo de vida que cuesta tanto romper. Ahí es cuando me pregunto el porqué de mi locura. Yo no tengo razón para quedarme, ni piernas fuertes, ni brillo en la mirada, sin embargo no dejo de andar. Las palabras que he de pensar, naturalmente, me han abandonado. Mi amigo ya me ha perdido de vista en la distancia y rio abajo siguen intentando venderme algo,  o comprar mi cuerpo, o arrebatarme los ojos de acertar. Mientras me resisto me aseguran que no hay diferencia entre ellos y yo por más que intente negarlo. No encuentro una respuesta y como siempre… termino marchándome. Los que se quedan tienen el mismo brillo en los ojos. Los que te ven partir y no van a ningún sitio.

Anuncios

5 pensamientos en “Los que se quedan

  1. A veces no te capto a la 1ra, pero te juro q en esta ocasion te he leido, releido y requeteleido…aun asi mas atras del palo! Lol
    Deben ser mis neuronas, q a esta hora ya no dan para mas…
    Igual, muchas gracias por llegar!!!
    Besis 2×3

    • ¿Qué quieres que te diga? Hay cosas que simplemente no se pueden explicar. Lo que importa es que lo hallas disfrutado. Igual, como siempre te digo, no le busques la quinta pata al gato… ¡que no la tiene!
      Un beso

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s